¿Debe cumplir tu empresa con la LSSI?

La LSSI (Ley de Servicios de la Sociedad de la Información) es la nueva normativa que regula las actividades comerciales que se realizan a través de internet. ¿Qué obligaciones establece para las empresas online? ¿Qué derechos asisten a los usuarios? ¿Quién debe cumplirla? ¿Dónde se aplica? 

¿Qué es la LSSI?

La LSSI o Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y del Comercio Electrónico, es una normativa que regula las actividades económicas a través de internet, entendiendo éstas como aquellos productos o servicios ofertados a través de páginas webs, tiendas online y correo electrónico. Quedan excluidos de esta normativa los productos o contenidos audiovisuales emitidos por internet.

La extraordinaria expansión de las redes de comunicaciones electrónicas y en especial de Internet, que estamos viviendo hoy en día, así como la incorporación de esta última a la vida económica y a la actividad comercial, hacen necesario establecer un marco jurídico adecuado que generen en todos los actores intervinientes la confianza necesaria para el empleo de este nuevo medio.

La LSSI, en este sentido, establece tanto a los proveedores de servicios de intermediación, como a las empresas que ofrecen sus productos y a los ciudadanos que posean una página web, las reglas necesarias para que el uso y disfrute de esta red, así como la posible actividad económica generada en torno a la compra y venta de todo tipo de productos y servicios, sea una experiencia positiva, segura y confiable.

¿Cuáles son los objetivos de esta ley?

Uno de los principales, y primordiales, objetivos de la LSSI es adaptar la normativa española a las exigencias de las nuevas tecnologías y modelos de negocio que encontramos hoy en día. La normativa pretende: 

  • Fomentar el desarrollo de empleo y la economía en el ámbito digital de nuestro país.
  • Lograr un escenario de libre competencia en el marco de las telecomunicaciones.
  • Impulsar el desarrollo de redes e infraestructuras internas.
  • Establecer un marco legal claro y conciso al que puedan atenerse tanto prestadores de servicios como los usuarios de internet.

Ámbito de aplicación de la LSSI

Si tienes una página web en la que vendes productos, deberás cumplir la RGPD y la próxima actualización de la LOPDGDD, así como deberás cumplir también la LSSI.

Según el Ministerio de asuntos económicos y transformación digital, la LSSI se aplica a los siguientes servicios relacionados con Internet cuando constituyan una actividad económica o lucrativa para el prestador del servicio en cuestión, como pueden ser:

  • Comercio electrónico.
  • Contratación en línea.
  • Información y publicidad.
  • Servicios de intermediación.

En este sentido, se considera que existe actividad económica cuando el responsable de la página web reciba ingresos directos (por las actividades de comercio electrónico que lleve a cabo) o indirectos (ya sea por publicidad o patrocinio derivados de la actividad que realice por medios electrónicos).

¿Quiénes prestan estos servicios? 

Según el Ministerio, estos se pueden agrupar en dos categorías:

Proveedores de Servicios de Intermediación:

  • Empresas que brindan conexión a Internet a sus clientes (ISP).
  • Prestadores de servicios de alojamiento de datos.
  • Servicios de enlaces.
  • Buscadores.

Empresas y particulares:

  • Personas jurídicas y particulares que realicen actividades económicas a través de Internet.

Requisitos, obligaciones y derechos que deben cumplirse

  • Obligación de informar, por parte del prestador del servicio, sobre el prestador del servicio,   las condiciones del servicio y sobre las condiciones de contratación. 
  • Ofrecer los datos del prestador del servicio: Como persona física o jurídica que realiza actividades económicas a través de internet, es necesario ofrecer al usuario información cómo tu NIF, domicilio, teléfono…
  • Citar las condiciones del servicio mediante el aviso legal, la política de privacidad o las cookies. 
  • Dar información sobre los productos y las condiciones de contratación antes de comprar el producto. 
  • Aceptación de envío de comunicaciones comerciales mediante el uso de medios electrónicos: cualquier persona física o jurídica que cumpla con los requisitos anteriores puede enviar comunicaciones comerciales a través de medios online siempre y cuando el destinatario lo haya aceptado de forma expresa e inequívoca.
  • La obligación del consentimiento expreso es uno de los aspectos fundamental es de la LSSI, recogida también por otras leyes como la Ley Orgánica de Protección de Datos de la cual hablamos la semana pasada.

Como podemos ver, cumplir con la LSSI, es algo muy importante para tu negocio online. Si tienes una página web, vendes productos o tienes ingresos derivados de actividades comerciales o publicitarias, y realizas esta actividad desde España, la LSSI va dirigida principalmente a tu empresa y tu actividad. 

Si aún así tienes dudas sobre si cumples con la Ley correctamente, en IMuntech te ofrecemos nuestros servicios de asesoría para que tu actividad sea completamente legal. ¡No dudes en contactarnos!

Suscríbete a nuestro newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter

Serás el primero en recibir nuestras novedades y consejos en tu email.





Gracias por suscribirte !!!